fbpx

NO PODER DORMIR NO SOLO ES COSA DE HUMANOS!

Al igual que nosotros, los perros pueden sufrir de insomnio. La única diferencia es que nosotros podemos presentar insomnio crónico, mientras que en ellos siempre es algo puntual y pasajero. Aun así, es importante conocer las razones por las cuales nuestros perros no consiguen conciliar bien el sueño y saber cómo ponerle remedio a esta molestia que puede repercutir en su salud.
Nosotros tenemos razones que no nos permite dormir y descansar tranquilos, en general van ligados a una sensación de estrés y agobio que nos quita el sueño. Lo que es raro de pensar es que ellos también pueden sufrirlo.
Un estudio ha revelado que la razón por la cual hay perros que no pueden dormir es la misma que la nuestra: ellos también tienen preocupaciones que les impiden relajarse y por tanto conseguir descansar.
Los científicos llevaron a cabo distintas pruebas sometiéndolos a distintas experiencias positivas y negativas. Para las experiencias positivas, los dueños dedicaban tiempo a dar caricias y mimos antes de irse a dormir, hablándole en tono relajado y tranquilo. Por otro lado reprodujeron situaciones negativas, como dejarlos con extraños a la hora de pasar la noche casi sin contacto.
Los resultados fueron contundentes: aquellos animales sometidos a experiencias positivas como el calor humano se dormían más fácilmente y además dormían mucho mejor, más profundamente y de forma más consistente.
Por el contrario aquellos expuestos a situaciones negativas, no conseguían conciliar el sueño y cuando lo conseguían lo hacían de forma intranquila y poco profunda, despertándose varias veces durante la noche.
Sin dudas nuestro afecto juega un rol muy importante, la seguridad de estar en compañía de sus dueños y la necesidad del calor humano.
Es por eso que para evitar que ellos tengan problemas de sueño, no los sometas a situaciones estresantes antes de irse a la cama.

Establecé rutinas a la hora de alimentarlos, pasearlos o permirtiles descansar hacen que ellos se sientan emocionalmente saludables, por naturaleza son organizados y necesitan de ese órden.
Siempre deben dormir en su propia cama, y en el mismo sitio.
Trata de proporcionarle una vida activa y dinámica, realizando ejercicios físicos varias veces por semana para que gaste energía y aunque no lo creas los ejercicios mentales, como jugar con algún elemento interactivo también lo cansa.
Un cachorro, necesita más atención. Preparale un lugar cómodo y calentito. Podés usar una bolsa con agua tibia o utilizar un secador de cabello para dar calor a su moisés.
Colócale su manta favorita o algún juguete que le guste, ya que todas estas cosas le relajarán. También es muy recomendable que la última comida sea 3 o 4 horas antes de ir a dormir, ya que si no le provocará una dosis extra de energía. Ellos extrañan a su mamá, y a pesar de que les hacemos cariños nosotros somos extraños para ellos.
Un reloj tic tac cerca, les recordará el corazón de su mamá, y eso también los tranquiliza.


Asi, que si de noche no te deja dormir! Te conté algunos secretitos para ayudarlos y vos puedas descansar mucho más tranquilo!

GRACIAS POR ELEGIRNOS!

Share:

You may also like

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Abrir chat